sábado, 31 de mayo de 2014

¿LA REBELIÓN ES UN SUEÑO?




                                              Imagen de Wikipedia




                                                                        Imágenes de Wikipedia.
Qué lo soñado se recuerde cuando al alba

retornen los sentidos al cerebro de la luz.



¿Dudas?

Las dudas son necesarias.

¿Y la realidad?

La realidad es un concepto indefinible.



Se grita demasiado y se hace poco.



¿Es la rebelión un sueño

donde el quijote y el héroe

unen la utopía y la hazaña,                               

conjugando la historia

entre la risa y la lágrima,

haciendo que cabalguen los deseos

de día sobre Babieca
y de noche a lomos de Rocinante?


Decía León Felipe,
ese poeta que quería ganar la luz,
que “si uno se rebela
o lo hace con el puño sobre su conciencia
o que no se rebele”,
y yo he pensado en ello
y comprendo por qué lo dice,
y he llegado a concluir que yo discrepo,
que podemos rebelarnos pacíficamente
a pesar de la desventaja que ello supone
cuando el poder de la fuerza es el contrario...
¿Pero para qué si no nos rebelamos,
si no es para cambiar
la guerra por la paz,
la oscuridad por la luz,
y el odio por amor?

En la cuna del tiempo
se acuesta lo que mañana será viejo,
y de lo que nosotros hagamos
con la paz y la guerra
y con todos los recursos
que las determinan
dependerá su existencia.

Impersonem.

 

16 comentarios:

  1. Me encanta tu blog, me resulta interesante...te seguiré y te dejo la dirección de mi lugar http://www.participes.blogspot.com.ar/ Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias. Bienvenida seas. Ya te visitaré.

      Abrazo.

      Eliminar
  2. La rebelión pacífica está muy bien pero es demasiado lenta...

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón Toro, pero la otra es imprevisible y puede tornarse en tragedia. Por otro lado, en una rebelión violenta siempre ganan los que están armados o muy bien armados. Creo que la organización pacífica con un determinado propósito tiene una fuerza insuperable.

      Saludos

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. Creo que la rebelión pacífica de la mayoría es imparable...

      Abrazo.

      Eliminar
  4. Pues yo estoy con Leon Felipe. Creo en el grito, en el puño y en la insumisión, porque es el único camino que nos dejan .

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tal vez sea el único camino que quieren dejarnos para justificar una represión violenta... yo creo que la unión y la organización pacíficas en busca de un propósito es imparable... lo que importa es el número y la resistencia...

      Creo que deben de triunfar las ideas sobre la fuerza... y como decía Gandhi: "el que primero levanta el puño es al que primero se le han acabado las ideas"...

      No sé Soco, puede ser que esté equivocado o que sea un ingenuo, pero ya tienen suficiente ventaja con los medios de los que disponen como para darles la baza de la justificación para emplearlos...

      Besos.

      Eliminar
  5. Mi querido Impersonem.
    ¿Sabes? Luego de leerte me quedé pensando. Creo que me cansé de rebelarme, aunque no debía ser así. Poco me importa si al final las voces nunca llegan a unirse, o los hombres. Poco me importa si existe el amor de las mariposas, o si hay vida en Marte. Es como si giráramos alrededor de un mal que no tiene cura y pretendiéramos aplacarlo con aspirinas de 25 mg.
    No quiero venir con pesimismos después de haber estado tanto tiempo ausente, pero es como si te fueras envolviendo en tu caparazón para evitar las noticias y los desencantos de siempre.
    Los años (diríamos la edad) va reemplazando las prioridades y el concepto de felicidad (o de los ideales) No sé, no sé adónde iba con la idea. Qué sé yo.
    Estoy bien, en esa curva chata sin sobresaltos (ni felices, ni infelices) estilo ficus de oficina! Crece con la luz.
    Pasé a dejarte un abrazo y desearte que tu familia esté bien.
    Eso, y que te aprecio siempre.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Vivian.

      Primero decirte que me alegro mucho de verte por aquí, te echaba de menos.

      No sé Vivian, cada cual sabe sus porqués frente a la vida, y hace según cree, y ello está igual de bien que el que hace otras cosas.

      A mí sí me importa la unión, porque en ello está la solución a muchas cosas, siempre y cuando esa unión tenga el fin que deseamos.

      Es cierto que el problema es grande y la "solución" no es "una aspirina de 25 mg."; y es cierto que llevamos así toda la vida y nada se ha arreglado, y, además, lo que habíamos ganado en estos dos últimos siglos lo hemos perdido en cuatro años.

      Ya sabes que yo soy un pesimista declarado, así que tú puedes ser todo lo pesimista que quieras; y además tienes razón al serlo en este tema de cambiar las cosas...

      Los años acumulan experiencia que nos lleva a nuestras propias conclusiones... la biografía es experiencia y de la leche agría se hace el requesón... sí, surge la desgana, el desaliento, la rabia, y muchas cosas más, y uno dice: ¡a la mierda todo! ¡todo es una mierda! porque ve que la llamada "justicia social" no es más que la injusticia socializada entre el común de los mortales, mientras se privilegia a determinados individuos por razón de apellidos, posesiones, etc.

      Me dices que estás bien, pero deseo que estés fenomenalmente bien...

      Yo ando ahí ahí, no creas que muy bien...

      Un abrazo grande y el aprecio es mutuo.

      Eliminar
  6. Respuestas
    1. Rebelarse contra lo que nos esclaviza... para poder ser libres...

      Abrazo.

      Eliminar
  7. Armar bulla en la calle... de eso se aprovechan siempre los extremos. Los que ya están establecidos suelen decir eso de "cuanto peor mejor" Yo creo que más acción y menos blablabla...eso sería lo ideal, porque nos dejar protestar y a eso le llaman libertad,
    Encantada de conocerte, impersonem.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, supongo que materilizar nuestras demandas sería lo mejor... decía alguien"que aquel que se corrije a sí mismo hace más por la comunidad que un grupo de patriotras impotenete"...

      Creo que este tiempo debe tener a las ideas como marco (alguien dijo "que las ideas contrarias clarifican las propias"), a la unión como fuerza y a la organización pacífica, pero constante, como método...

      El gusto es mío.

      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Otra frase para enmarcar... “ se grita demasiado y se hace poco” somo un país de gritones, de abrir frentes sin cerrar ninguno, de enfrascarnos en batallas que no llevan a ninguna parte ni mejoran nada en lo sustancial ni dentro ni fuera de nadie, pero somos así Quijotes/Panza y Cid descampado o más bien en estampida :-) tienes razón de nuevo uno se puede revelar sin sangre, sin daños más allá de los necesarios, me mata esta gente que llega arrasándolo todo para nada, como si ese tipo de releída sirviera de algo. La violencia siempre engendra violencia y la cabeza está para algo más que para sujetar el pelo ¿aprenderemos alguna vez a hacer las cosas con sentido práctico, unión y no dividiendo, conservando lo válido sin tirarlo siempre todo por tierra? no sé :-)


    Me gusta como piensas ¿sabes? a veces es muy denso pero lo que creo te pillo meeencanta :))


    Más besos y un abrazo grandote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí María, creo que en múltiples ocasiones se nos escapa la fuerza por la boca, a mí el primero, nos la llenamos de intenciones que se diluyen en la pereza, en el desinterés inmediato o en el desistimiento por múltiples razones...

      Yo comprendo que la unión es difícil, pues cada cual tiene sus circunstancias y cada cual sabe en qué manera el proceder de una u otra manera le afecta a sí mis@ y a los suyos...

      Las ideas se pierden si no se ponderan y se concluye sobre ellas, pero sobre todo si no se crea un método organizativo que las canalice...

      Rebelarnos para que todo siga igual no merece la pena... es necesario ver qué hay que cambiar, por qué, para qué, y cómo conseguirlo... soy de los que pinensa que la unión hace la fuerza y la organización el resto... pero si organizar a pocos ya tiene su dificultad, organizar a muchos eleva esa dificultad a la enésima potencia... pero hay que tener en cuenta que la constancia del agua desgasta la roca más dura.

      Corren tiempos difíciles para el común de los mortales... no sé qué va a pasar ni cómo vamos a reaccionar ante los pronunciamientos de los días que han de sucederse... me gustaría que los seres humanos nos dieramos cuenta de que en el uno para todos y en el todos para uno está la solución...

      ¿Sabes? una vez leí una frase que me gustó mucho, decía más o menos, no me acuerdo de su literalidad: "admiro a la gente que al rellenar su pasaporte en el apartado donde dice "raza" contesta "humana""; bueno, creo que ese es el espíritu que nos debe envolver... la unión de los pueblos, la hunión de las gentes... pero el signo de la vida apunta en otra dirección... creo.

      Gracias por valorar mi pensamiento como lo haces, sólo soy un transeúnte que camina ahora ya con el paso cansado, cargado de errores que estoy intentando convertir en experiencia, pero esperanzado en acertar en mis próximos pasos y en encontrarme con tod@s en un espacio para tod@s...

      Un fuerte abrazo.

      Eliminar